¿Quieres comprar los libros de Luis Celaá?

Libros de Luis
Pon tu la dedicatoria

Registro en Safe Creative

Safe Creative #1501290156808 329cbb4b-18b8-3553-86d7-4d84d252b798

Traductor / Translate

martes, 1 de septiembre de 2009

Descansa en paz, Casimiro Bayón....


Desde éste modesto blog queremos rendir homenaje a la figura de un pedazo de hombre. Así en mayúsculas. Un señor que nunca apareció en la televisión, ni lamiendo de la mano de ningún político famoso. Por eso no fue conocido. Por eso nos abandonó en el más cruel de los silencios.
Siento de verdad no haberte conocido, Casimiro. Siento de verdad que nos hayas abandonado el 20 de julio aunque haya sido a la edad avanzada de 84 años. Siento de verdad que murieras después de sufrir una penosa enfermedad, que te duró 25 años. La maldita silicosis adquirida por tantos años de trabajos duros e inhumanos en la mina.
Pero lo que más siento de verdad es que te hayas ido sin dejar rastro, sin que todas éstas apaticas generaciones de chavales con sus móviles con mp4, con sus ordenadores y consolas última generación, no hayan oido siquiera hablar de tí. Pero lo que es peor aún, es que no sepan lo que significa la palabra luchar. Claro, ahora todo es más fácil, podríamos decir. Pues no, nunca es fácil. Está claro que mucho más fácil que tu dura vida, Casimiro, pero siempre queda algo por lo que luchar.
Desde éste sitio intentaré hacer un breve resumen, por si algún chaval de éstos tan moderno de rebote me lee y quizás, sólo quizás, te rinda un homenaje. O mejor que piense que no tiene todo hecho, que siempre hay algo por lo que luchar. Qué las cosas no están tan bien como parecen y que no vale sólo con emborracharse los fines de semana que hay algo más, algo por lo que no quieren que pensemos...
Señor Bayón, histórico comunista y luchador, picador en la mina. Seguro que en tus últimos instantes de vida, recordastes como luchastes en pleno apogeo del franquismo, contra la patronal y el Gobierno Civil, como te encarcelaron tantas veces sólo por pedir mejoras laborales en un mundo tan sufrido como el de la mina.
Como por ejemplo cuando pediste la reducción a cinco horas de la jornada de los que picaban en galerías anegadas o el aumento de los precios de los destajos.... Pero claro, era los años cincuenta, entonces no era como ahora que hay magníficos liberados subvencionados por la propia empresa para que no protesten mucho. Tu, entonces, con tu valor protestate y pedías eso, y claro nuevamente a los calabozos, no sea que la conciencia colectiva despertara.
Pero Finalmente,en enero de 1957 conseguiste, mientras la comisión negociaba con la ardua patronal, que los mil quinientos mineros compañeros tuyos pararan la mina. No hubo ni un detenido, ni una agresión (por primera vez...) Casimiro, tu hermano, fuiste el encargado de materializar en "La Camocha", la nueva táctica del PCE en la lucha obrera: Promover las comisiones de representantes para reivindicaciones específicas y que sus militantes se presentaran a las elecciones del famosos sindicato vertical, el sindicato único por aquel entonces. El sindicato franquista. Asi conseguiais copar el sindicato de representantes. Así, señor Bayón, conseguiste hacerte con la presidencia de la Junta en el Sindicato del Combustible, en todo el corazón de la central franquista;dónde más dolía.
Como dijiste en una entrevista una vez; "La huelga del 57 acabó con la apatía de los trabajadores, con el sentimiento de que no había nada que hacer". Unas hermosas e inmortales palabras, que mucho me temo, todavía tienen vigencia hoy en día. Incluso peor. La gente está mucho más acomodada, quizás eso influyera en tu dura enfermedad, ver como el pueblo ya no lucha, ver cómo nos conformamos con las migajas de los poderosos y encima se lo tenemos que agradecer.
Seguro que en esos fatídicos últimos instantes de tu vida, también recordaste como te volvieron a encarcelar en el 58 y desterrado de tu tierra y de tu pais. Sólo por luchar por los demás, sólo por echarle dos pelotas (las que nos faltan a la mayoría de nosotros...). Qué duro tuvo que ser cuando te tuviste que recorrer Bélgica, Francia, la URSS (que tan bien te acogió...) hasta que tantos años después, ya finalizando el 76 pudiste volver a tu añorada tierra, a ver a los que quedaban de tu gente, de tu pais...
Como te arrebataron media vida y como nadie te hace un sentido homenaje. Desde aqui haremos lo posible para que tu nombre no quede en el olvido. Tu eres de verdad una de las personas en las que nos deberíamos fijar, no en los futbolistas millonarios.
Gracias por todo, querido Casimiro. Siento de verdad, no haberte conocido para aprender más de tí. Gracias de corazón, descansa en paz. Y que mis lágrimas te hagan encontrar tu sendero hacia ese ansiado descanso que tanto te mereces.

No hay comentarios: