¿Quieres comprar los libros de Luis Celaá?

Libros de Luis
Pon tu la dedicatoria

Registro en Safe Creative

Safe Creative #1501290156808 329cbb4b-18b8-3553-86d7-4d84d252b798

Traductor / Translate

miércoles, 6 de octubre de 2010

¿Contra qué cargarán ahora los medios de derechas de éste país?



   Pasó la huelga. Pasaron los ecos de la huelga. Comienza una nueva era en éste país. Sí. Digo bien. La Huelga General del 29 de septiembre ha marcado un antes y un después en la historia de la lucha en nuestro país. Y repito en la lucha obrera,no en la lucha sindical como nos quieren hacer ver los coactivos medios de comunicación.
   Jamás en la larga historia obrera en éste maltratado estado había pasado lo que había pasado en ese día de huelga. Es increíble lo acomodados que estamos. Las peores pesadillas se convirtieron en realidad. La aplastante campaña mediática demonizadora de los medios de comunicación de derechas dio su fruto. Ganaron ésta guerra antes ni siquiera de comenzarla. Cualquiera que haya leído los periódicos previos,  que escuchara ciertos canales de radio o televisión; o sencillamente que naufragara por internet en "sus" páginas habrá podido cerciorar lo que yo digo. Desde palabrejas con las que fulminaron a los sindicatos como "antiespañoles", "terroristas", "talibanes" o sentencias hechas desde otros grandes medios de comunicación en las que se pedía que se ilegalizara a los sindicatos o se les prohibiera las apariciones públicas. Todo eso caló en la opinión pública del ciudadano medio. Joder, que si caló...
   España es el país con menor número de afiliados a partidos políticos de Europa. Apenas un 15% de los trabajadores están afiliados a alguno de los muchos sindicatos de nuestro país, aunque como todos sabemos el "pastel" se lo comen entre los afines al gobierno, UGT y CCOO. Yo nunca he sido muy partidario de éstos
sindicatos, pues desde hace mucho, muchísimo tiempo dejaron de ser lo que fueron. No son ni una lúgubre sombra de las grandes asociaciones combativas que fueron. Se que han hecho muchas cosas mal, que siguen haciéndolas y que las seguirán utilizándola. Todos sabemos, como dijo aquel gran personaje de los cómics "Un gran poder implica una gran responsabilidad". Sí. Pero, ¿Para qué o para quién? Está claro que el poder corrompe tarde o temprano. Y esos dos personajes que llevan tantos, tantísimos años al frente de esos dos sindicatos ya no son lo que eran. Alguien que no recuerda lo que es una llave del 12 o para que sirve una taladradora no debería llevar tanto tiempo en un sindicato obrero.
    Pero me parece muy de hipócritas ponerse del lado del gobierno al que continuamente criticamos en el bar, con los amigos, en la mesa familiar... Todo el rato protestando, criticando, clamando al estresado Dios por algo que hay que hacer y qué cuando finalmente se puede hacer no se hace.
     Jamás vi tanta gente criticar a los sindicatos y ponerlos a parir. Pero es que hubo mucha más gente que los utilizó como excusa para no hacer la huelga, y mucho menos acudir a alguna de las concentraciones que hubo de protesta ese día. Yo tampoco estoy a favor de los sindicatos mayoritarios, pero aún así. Hice lo que pude por participar en ésta "jornada de lucha". Acudí a las manis, ande lo necesario, ayudé con la información de la huelga, en fín. Ayudé en lo que buenamente pude...
     Es impresionante utilizar la otra excusa, "la huelga se tenía que haber hecho mucho antes". Vale, es verdad. Seguro que si se hubiera hecho en Junio hubiera habido más gente que hubiera participado o no... Porqué entonces hubiera habido otra excusa, como la mítica de "Es que me quitan mucho dinero", "lo estoy pasando muy mal y no me lo puedo permitir", "Tengo miedo a que me despidan". Claro. Los otros millones de personas que hicieron huelga, y los miles que fueron a las manis viven de putísima madre. Ganan una pasta todos los meses, se pueden permitir hacer huelga y no les van a despedir ni de coña porque tienen el contrato más blindado que las habitaciones del pánico de los nuevos ricos.
     Soy más mayor de lo que quisiera. Aunque para muchas cosas ésto es una desventaja, para otras es una ligera ventaja. Jamás me podrán quitar de la memoria el recordar al pueblo unido luchando contra el poder. No podré olvidar los avances sociales. En la época en la que no estaba protegido el derecho a huelga (ganado como todos los demás derechos en huelgas, manifestaciones y luchando en la calle no protestando en los bares o "calentando los cascos a la parienta" mientras cenamos). Recuerdo aquella época en cada vez que había una huelga general nos echábamos a la calle tod@s a protestar y a luchar por lo nuestr@. Por nuestros pequeños avances sociales, por aquellas migajas que les recortábamos a los poderosos y a los corrompidos del poder. Y no. No lo hacíamos porqué nos lo dijeran los sindicatos. Ellos ayudaban mucho, se lo curraban mucho pero lo hacíamos porqué sabíamos que teníamos que hacerlo. Y nos quitaban el dinero, a veces nos despedían o no nos renovaban el contrato. Trabajos siempre ha habido y habrá. Curros malos, curros buenos... en fín. Siempre ha habido crisis  y las seguirá habiendo siempre que los ricos quieran. Pero desde luego nunca ha habido ésta desidia política. Éste acomodamiento social y éste aborregamiento humano. Siento vergüenza ajena. Y lo triste es que tengo 40 años recién cumplidos. No tengo 60 y no hablo de los años 70 en los que nuestros ancianos corrieron delante de los grises y se jugaban LA PUTA VIDA. Literalmente. No. Hablo de los años 80, los años 90.. Cuándo nos importaba más la gente. Cuándo nos importaba más los derechos sociales de TODOS los trabajadores. No como hoy en día, que mientras que yo esté bien, tenga mi consola de última generación, mi jodido i-pod o me vaya todos los putos veranos a unas islas paradisíacas me toca los genitales lo que le pase al resto de la humanidad. Aunque sean mis amigos de la infancia, mis compañeros del bar, mis amigos de la peña o mis familiares. Cada vez somos más materialistas, más egoistas y menos humanitarios. Jamás sentí tanta vergüenza como el pasado 29 de septiembre. Jamás...

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Joder ke bueno hacia tiempo ke no leia algo tan bueno me as hecho pensar revolucion!!

Anónimo dijo...

Tienes razon. da que pensar