¿Quieres comprar los libros de Luis Celaá?

Libros de Luis
Pon tu la dedicatoria

Registro en Safe Creative

Safe Creative #1501290156808 329cbb4b-18b8-3553-86d7-4d84d252b798

Traductor / Translate

martes, 26 de julio de 2011

Hasta siempre, Rober



 Ha sido un fin de semana raro. Lleno de emociones encontradas. Por una parte, estaba contento porque tras más de dos meses me iba a pasar unas mini-vacaciones fuera de mi querida tierra natal, Madrid, pero por otra el sábado por la mañana amaneció con una de las peores noticias que he escuchado en bastante tiempo (al menos, referente a los que amamos el rock que se hace en éste singular estado, claro..) El cantante, guitarrista y uno de los fundadores de la histórica banda madrileña, Porretas, nos dejaba definitivamente.
 Pese a que estoy acostumbrado a ver y oir la muerte de las estrellas del rock y la música (Kurt Cobain, Freddy Mercury  o la más reciente muerte de Amy Whinehouse), ésta muerte era diferente. Rober era uno más de nosotros. Fue un icono para todos los que crecimos escuchando su música. Nunca se me olvidará la primera vez que os ví cantar en directo, como teloneros de Boikot, en aquella mítica sala madrileña Canciller. Desde entonces os seguí la pista, os compré los cds... hasta en el bar que tuve durante cinco años en Leganés (Descansa en paz, Némesis) os poníamos con mucha frecuencia. Porretas fue un principio en la forma macarra de ver el rock en éste maltratado país. Marcaron a muchas generaciones que se adentraron el el rock o el punk gracias a sus inmortales letras. Ya no podrás llevar "tu bota de vino y tu bocata de salchichón al fútbol nunca más", no podrás volver a tomarte unos "calimochos" en la bodega de tu barrio, la de Hortaleza. La de toda la vida. Ésta maldita enfermedad, de cáncer de colón, con la que llevabas luchando tres largos años te ha llevado al otro barrio. Ojalá dónde quieras que estés sea un sitio parecido a Hortaleza, ojalá puedas ver desde arriba como tus amados Porretas siguen dándolo todo en cada concierto y en cada ciudad que visitan. En los últimos directos, Manolo Benítez (Los Enemigos) cantaba con los Porretas ya que tu estabas muy débil para poder hacerlo. Se puso en tu lugar, pero no te pudo sustituir. Eso era imposible pues eras único. Gracias por todo lo que nos has dado y lo que nos has hecho disfrutar. Descansa en paz, Rober.
P.D: Sigo diciendo que fue un fin de semana de lo más raro. Pues pese a la tristeza por las muertes de Rober, de los asesinados por ese maldito bastardo nazi en Noruega y la muerte prematura de Amy; yo estuve muy orgulloso de la respuesta masiva de la gente. Nueva demostración que el 15-M no es una moda. Es un movimiento muy serio. ¿Quién hubiera podido movilizar a tanta gente a finales de julio, en Madrid y en medio de un puente festivo? Tan sólo los que sufren a diario, los que son asesinados cada mes por el estado del capital y la maldita prensa fascista que los quiere hacer ver como "perroflautas". Pero no temáis, están asustados. Saben que va a ser difícil hacernos callar.

No hay comentarios: